En el epílogo del partido PSG elimina al Atalanta

Fuente/ Diario Marca

No hay duda, por eso son las noches mágicas de Champions League. El PSG y el Atalanta nos regalaron un partido lleno de emociones de principio a fin, pero desafortunadamente, el cuento de hadas que venía escribiendo el equipo de Bérgamo llegó a su fin. El conjunto parisino le arrebató el sueño de las semifinales a los italianos con una remontada épica en los últimos minutos.

El partido fue intenso de principio a fin y aunque las emociones empezaron desde temprano, lo mejor llegó en los últimos minutos. Apenas a los tres minutos, el Papu Gómez avisó en la puerta de Keylor Navas y un minuto después, Neymar falló de manera increíble en la portería de Sportiello.

Después de estas dos llegadas, el Atalanta entendió a la perfección el encuentro y demostró por qué se convirtió en el equipo sensación de Europa. Atacó, atacó y atacó; hasta que finalmente encontró la llave. Al 25′, Mario Pasalic se encontró con un balón rebotado y no se lo pensó dos veces; el croata le pegó con la parte interna para enviar el balón a las redes y adelantar a los de Bérgamo.

Tras el primer tanto del encuentro, Neymar se echó al equipo al hombro y estuvo inspirado, acostumbrado a estos escenarios, pero no estuvo fino en la puntería porque de lo contrario, el primer lapso hubiera sido diferente. Incluso, Keylor Navas también tuvo dos grandes intervenciones para salvar su arco. Lo mejor estaba por llegar.

Para el segundo tiempo, al Atalanta se le acabaron las piernas y era obvio: Imposible aguantar a ese ritmo de intensidad. El PSG fue creciendo conforme avanzaban los minutos de la mano de Neymar que nunca bajó los brazos. Entró Kylian Mbappé para la última media hora de encuentro y se notó su presencia. ‘Ney’ ya no estaba solo en ataque y el francés fue un dolor de cabeza para la zaga del Atalanta. El ‘7’ tuvo dos llegadas en el área, pero en una Sportiello le dijo que no y en otra, Palomino le cerró bien con una barrida.

La tensión se vivió hasta el último minuto. Thomas Tuchel quemó todas sus naves. El conjunto parisino terminó atacando con Neymar, Mbappé, Paredes, Draxler y Choupo-Moting; pero Marquinhos, el defensa central, fue quien empató el encuentro al 89′. El PSG estaba echado hacia adelante por completo y el brasileño solo tuvo que empujar el balón tras un pase cruzado de Neymar.

El empate fue un premio justo para el PSG que dominó por completo el segundo tiempo y cuando parecía que habría alargue, Neymar, desde afuera del área grande, filtró un pase milimétrico para Mbappé, quien cedió a Maxim Choupo-Moting y el camerunés solamente tuvo que contactar el balón para firmar la remontada.

Ahora, Bérgamo llora por la manera en que se les escurrió la victoria de sus manos, pero el Atalanta de Gasperini podrá estar orgulloso de caer con la frente en alto y fiel a su estilo de juego.

Por otra parte, el PSG puede soñar con su primer título de Champions League al lograr esta remontada porque así suelen forjarse los campeones, pero aún falta superar al Atlético de Madrid o al Leipzig en semifinales.